La selección nacional sumó sus primeras preseas en el boliche de Juegos Centroamericanos y del Caribe, luego de conquistar plata y bronce en la final de dobles femenil, que se realizó en el Coliseo de Bolos de Cali.

Tras cuatro horas de juego, la neoleonesa Sandra Góngora y la bajacaliforniana Maribel Orozco conquistaron el metal plateado luego de finalizar con 2,674 puntos, en sus seis líneas, mientras que Lilia Robles y Aseret Zetter consiguieron la medalla de bronce, con un total de 2,643 pinos derribados en sus seis líneas.

El primer lugar fue para Colombia, con Rocío Restrepo y Clara Guerrero quienes obtuvieron 2,756 puntos en sus seis líneas.

“Portar la camiseta mexicana siempre es un orgullo, me dedico cien por ciento a mi deporte y esto me llena, yo creo que cualquier color de medalla, porque la lucha es hasta el final y siempre me sabe a oro”, señaló Sandra Góngora.

“Estoy feliz, hace cuatro años logramos bronce y hoy plata con Maribel, que es su debut en Centroamericanos, así que no está nada mal”, destacó la neoleonesa.

Por su parte, Maribel Orozco resaltó que es su primera participación en Juegos Centroamericanos.

“Esta sensación de una medalla de ciclo olímpico es muy hermoso, contra un equipo que nos hizo dar todo nuestro esfuerzo”, dijo la bajacaliforniana.

Este sábado continuarán las competencias, en el mismo escenario, con las pruebas de dobles varonil.

DEJA UNA RESPUESTA

Pon tu comentario
Tu nombre